Por qué crecer con música

 “Somos criaturas musicales de forma innata, desde lo más profundo de nuestra naturaleza”. Stefan Koelsch, profesor de psicología de la música en Freie Universität de Berlín.

Saber más… Programa Redes (Eduardo Punset). Música, Emociones y Neurociencia

Comunicación y educación emocional

Cuando los niños son pequeños, su capacidad de comunicarse con el mundo es muy limitada. La música les proporciona una fuente de expresión que discurre de forma natural, sin esfuerzo, un lenguaje universal en el que el niño se siente seguro de forma innata. El pequeño que vive en contacto con la música es un niño alegre, creativo, que convive más armoniosamente con otros niños, con un  mayor grado de confianza en sí mismo y una mayor autoestima.

La Motricidad y la Psicomotricidad

Las canciones, los bailes, las distintas acciones que se realizan durante los mismos, la experimentación con distintos instrumentos, etc. incrementan enormemente la motricidad de los niños, mejorando el sistema neuronal y el tono muscular, su facilidad para moverse y la coordinación entre los distintas partes de su cuerpo. Se verán beneficiadas tanto la motricidad gruesa como la motricidad fina.

La psicomotricidad es la relación entre la actividad psíquica y la función motriz del cuerpo humano. Relaciona las facultades sensorio-motrices, emocionales y cognitivas de la persona que le permiten expresarse y relacionarse positiva y efectivamente con el mundo que lo rodea. Estimular a los niños con actividades rítmico musicales, hará que entiendan mejor los conceptos espacio temporales como la distancia y la velocidad (el movimiento y el ritmo están ligados al concepto espacio-temporal), que se sientan más seguros a la hora de desenvolverse en el entorno que les rodea y que se comuniquen con mayor facilidad.

Oído e Idiomas

Las madres hablamos a nuestros bebés de una forma especial, musicando las frases. Ni siquiera nos damos cuenta, lo hacemos de forma espontánea. Imprimimos una melodía, un tono y un ritmo especial cuando nos comunicamos con nuestros bebés. Nuestros hijos no conocen el significado de nuestras palabras, pero aprenden a escuchar los sonidos musicales del lenguaje, escuchan la música del habla y, al hacerlo, poco a poco van entendiendo y construyendo el lenguaje.

Hemos comprobado cómo los niños aprenden el lenguaje a través de los sonidos. El entrenamiento musical les preparará especialmente bien para identificar y memorizar los sonidos y la correspondencia entre dichos sonidos y los fonemas. Esa mejora de la capacidad auditiva les facilitará la asimilación de otros idiomas. También les ayudará a discriminar un sonido (un discurso, una canción, un instrumento, etc.) en un entorno ruidoso. Ello les hará ser personas más atentas, observadoras y con mayor capacidad de concentración, lo que les beneficiará enormemente en sus estudios futuros.

La música y la inteligencia

Desde el momento del nacimiento y hasta los seis años el cerebro se desarrolla en un 90% con respecto al resto de su vida. El potencial intelectual es superior al que usaría cualquier genio de la historia durante toda su vida. La música tiene el increíble potencial de activar nuevos circuitos neuronales y además nos permite acceder a circuitos que no tenemos activados. Es un momento especialmente importante para ayudar a construir los cimientos de las habilidades y de la inteligencia futura de nuestros hijos.

Existen muchos estudios que demuestran cómo la música mejora la inteligencia de los niños. Uno de ellos se publicó bajo el título “Short-Term Music Training Enhances Verbal Intelligence and Executive Function” (“Un breve período de entrenamiento musical mejora la inteligencia verbal y la función ejecutiva”), en Mayo del 2011, en la prestigiosa revista Psychological Science. La investigación fue llevada a cabo por psicólogos especializados en el aprendizaje, la memoria y el lenguaje de los niños de la York University de Toronto, Canadá y fueron dirigidos por el Dr. Sylvain Moreno.

La investigación se realizó con dos grupos de niños de entre 4 y 6 años, con un período de duración de 20 días. Uno de los grupos recibió entrenamiento musical basado en el desarrollo de habilidades auditivas, motoras y cognitivas relacionadas con el ritmo, el tono, la melodía, la voz y los conceptos básicos de la teoría musical. El otro grupo recibió otro tipo de entrenamiento no relacionado con la música.

En el segundo grupo no se observaron cambios significativos en su inteligencia ni en su actividad cerebral. Sin embargo, en el grupo “musical” sí que se observaron cambios cerebrales funcionales y mejoras en la inteligencia verbal, en relación a la atención, la memoria y la capacidad de analizar la información, razonar y resolver problemas en relación a la competencia lingüística de los alumnos, cuando estas capacidades se encuentran en áreas cerebrales distintas a las del lenguaje musical.

Estos resultados llevan a concluir que la música es un fuerte potenciador del desarrollo cerebral del niño y no sólo como un instrumento cognitivo más, sino como un entrenamiento cognitivo en sí mismo.

Saber más… Ver artículo completo (en Inglés)

Saber más… Ver artículo relacionado (en Español)

 La creatividad y el futuro

“La creatividad se aprende como se aprende a leer”. Ken Robinson.

Saber más… Entrevista a Ken Robinson

La música nos alegra, nos libera y nos da herramientas para crear. Ser creativos no sólo hará que nuestros hijos se sientan orgullosos de sí mismos, también es posible que les aporte una importante ventaja cualitativa a la hora de entrar en el mercado laboral en el futuro. La especialidad técnica estará mejor valorada acompañada de una buena capacidad para adaptarse a los cambios, tomar decisiones, desmarcarse del resto de competidores, en definitiva, ser creativo.

 La plasticidad cerebral – Crecemos en inteligencia a cualquier edad

“La plasticidad cerebral se refiere a la capacidad del sistema nervioso para cambiar su estructura y su funcionamiento a lo largo de la vida, como reacción a la diversidad del entorno”. Podríamos destacar dos formas de plasticidad, la plasticidad sináptica y la neurogénesis:

La plasticidad sinápticaHace referencia a las conexiones entre las neuronas. Son vías de comunicación que establece nuestro cerebro cuando estamos aprendiendo o viviendo nuevas experiencias.  Una mejor comunicación entre las neuronas implica que las señales eléctricas viajan de manera más eficiente. Podríamos comparar las neuronas con un buen coche y la sinapsis como una buena carretera: si tenemos un buen coche y discurrimos por una autovía, en vez de por un camino angosto, llegaremos mucho antes a nuestro destino.

NeurogénesisSe refiere al nacimiento y proliferación de nuevas neuronas en el cerebro. Durante mucho tiempo se ha creído que el número de neuronas era constante desde el nacimiento. Recientemente se ha descubierto que tanto el número de neuronas como las conexiones entre ellas (sinapsis) crece a lo largo de la vida bajo la influencia de los estímulos cognitivos.

Saber mas… Programa Redes (Eduardo Punset) – Plasticidad Cerebral – Entrena tu cerebro, cambia tu mente

Crecer con música

Es una gran noticia, podemos seguir creciendo en inteligencia a lo largo de toda nuestra vida y la música es la única capaz de poner en marcha todas las regiones de nuestro cerebro, no existe otro estímulo cognitivo mejor. Así es que te invitamos a CRECER CON MÚSICA con nosotros, a cualquier edad.

Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *